RAFA NADAL Y LA EDUCACIÓN ACTUAL

Tiziano Tizona
Ayer el país explotó con la victoria de Rafa Nadal, yo también. Todo el mundo lo admira, todo el mundo lo quiere y todo el mundo lo tiene como modelo…hasta que llega el momento de imitarlo. Lo digo porque, momentos después de pasada la emoción y el gozo, automáticamente mi cerebro empezó a proyectar la aptitud y la actitud del mallorquín con los derroteros de la educación en este país. Nada, se parecen como un huevo a una castaña. El manacorí saca fruto del talento y lo abona a diario a base de esfuerzo, entrenamiento, sudor, repeticiones, mecanización de golpes y movimientos, no venirse abajo, aceptar las derrotas, siempre que lo haya dado todo, como andamios de mejora; trabajar sus puntos débiles para paliar sus efectos en su juego, rebelarse contra las lesiones y contra la edad a base de todo lo anterior.
Luego, por otro lado, está la escuela. Esta parte me la rellenan ustedes.
(imagen: tenisweb.com)

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *