«TOOS» TONTOS MUY TONTOS

Tiziano Tizona
No se trata de la película; la realidad, una vez más, va a superar a la ficción. Es que al final, por tomar a todo el mundo por tonto, o considerarlo tonto, nos van a volver ya más tontos de lo que estamos. Lo digo porque algunos museos (por ejemplo el museo de historia “Carnavalet” de París) van a hacer desaparecer la numeración romana en siglos y nombres de reyes (otros ya no la utilizaban para los siglos: Louvre) por el simple hecho de que hay gente que no entiende FelipeV, Carlos III o siglo XXI. Se renuncia, de esta manera, a otro aporte humanístico en favor de la zoquetería reinante, promocionando la segunda a costa de la primera. Si no se sabe algo, en vez de enseñarlo, se quita y arreando. Por esa regla de tres (si alguien todavía sabe lo que es eso), deberíamos marginar la ortografía y la puntuación con echar solo un vistazo a los mensajes que envían los fulanos a los programas de televisión y que agreden a la vista y al espíritu desde la parte inferior de sus pantallas amigas. Total, ¿qué más da una “b» que una “v» si suenan lo mismo? ¿Y la “h», que la muy canalla es muda? ¿Y Fernando VII-7, que total era un muflón?… Nada, a manejar dos o tres programas de ordenador para hacer de mano de obra barata a las grandes empresas, a abrazar a las macetas para ser felices con la precariedad laboral y no saber ni expresar una queja por escrito. Mientras tanto, a ver entre miles de anuncios que te incitan a gastarte las cuatro perras que no tienes, las últimas declaraciones de Rociíto (o de cualquiera de su banda) en una pista de circo televisiva. Antes de que prohíban el latín, cui prodest?

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *